Ansiedad: un trastorno que contribuye a problemas de salud oral

Los trastornos de ansiedad, que incluyen fobias, ataques de pánico, ansiedad generalizada y trastornos de estrés postraumático (PTSD, por sus siglas en inglés) son cuadros graves con repercusiones para la salud oral que pueden tratarse mediante diversos métodos.

Los problemas de salud oral asociados con trastornos de ansiedad incluyen aftas, boca seca, liquen plano (líneas blancas imperceptibles, áreas rojas o úlceras en la boca), síndrome de boca ardiente y trastornos de la unión temporomandibular (TMJ).

Los pacientes con trastornos de ansiedad pueden descuidar la totalidad de su salud oral y corren un mayor riesgo de tener caries, enfermedad periodontal y bruxismo (rechinamiento). La ansiedad puede ocurrir, por ejemplo: al ver una aguja y estar expuesto a procedimientos complicados.

Algunos medicamentos reducen la capacidad de la boca de producir saliva, lo cual puede incrementar el riesgo de desarrollar caries y enfermedades periodontales. Otros efectos secundarios de los medicamentos incluyen boca seca, vómitos (que pueden provocar caries y erosión), anemia y hemorragia.

Informa a tu dentista sobre tu trastorno de ansiedad y los medicamentos que estás tomando para advertirle sobre estos síntomas.

Los trastornos de ansiedad pueden contribuir al desarrollo de problemas de salud oral.Academia de Odontología General.