Si tu hijo necesita anestesia

Si tu hijo necesita un procedimiento dental difícil o complejo, tu dentista puede recomendarte opciones para sedarlo y así ayudar a controlar la ansiedad del niño. Es importante estar informado sobre los beneficios y los riesgos de cualquier tratamiento dental para tu hijo.

Antes de cualquier tipo de procedimiento, lleva al consultorio dental la historia clínica más actualizada del niño, incluyendo alergias y cualquier medicamento que tu hijo tome comúnmente. Aquí encontrarás algunas preguntas que quizás quieras hacerle a tu dentista sobre los procedimientos de anestesia.

¿Qué tipo de medicamentos se utilizarán y cómo se suministrarán?

¿Cuáles son los posibles efectos secundarios?

¿Cuál es el nivel máximo de anestesia que se puede usar para que un tratamiento sea seguro? ¿Hay otras opciones?

¿Qué entrenamiento y experiencia se requiere para suministrar los medicamentos?

¿Cómo se controlará al niño? ¿Alguien permanecerá en la habitación una vez que se aplique la anestesia y se quedará allí durante y después del tratamiento?

¿Qué provisiones se realizan para los servicios médicos de emergencia?

¿Cuánto durará la anestesia? ¿Hay alguna instrucción luego del tratamiento que se deba seguir?

¿Se necesitará medicación para el dolor luego del tratamiento?

Información por cortesía de la Asociación Dental Americana.